La Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil va a realizar esta semana en Galicia una campaña de verificación del estado de los neumáticos bajo el lema ‘Vigila tus neumáticos, evita accidentes’.

En concreto, la campaña será realizada durante los próximos días 1, 2 y 3 de diciembre con controles selectivos de las ruedas de miles coches por parte de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil gallega, coincidiendo en un momento en el que las condiciones meteorológicas y las carreteras en Galicia se encuentran en un estado más resbaladizo de lo habitual y en el que los neumáticos juegan el papel más importante respecto al agarre del vehículo. Además, la fecha es coincidente con el puente de la Constitución y con las semanas previas a las festividades navideñas, en las que se producen multitud de desplazamientos, asimismo, los meses de noviembre y diciembre son los peores meses para el tráfico gallego, por lo que también se han intensificado los controles de velocidad, alcoholemia y drogas en la comunidad gallega.

Un neumático en mal estado o desgastado aumenta notablemente el riesgo de accidente, sobre todo en los meses de invierno, en los que la lluvia, el granizo o la nieve disparan las probabilidades de accidente.

«Habrá un control intensivo del estado de los neumáticos durante esos tres días para evitar el grave riesgo que supone circular con unas ruedas gastadas», explica el teniente coronel Francisco Javier Molano, jefe de la Guardia Civil de Tráfico de Galicia. «Es uno de los primeros aspectos que investigamos cuando llegamos al lugar del accidente, ya que en muchos casos ese es uno de los factores decisivos en el siniestro», manifiesta el teniente coronel.

Según datos de las ITV´s, más de un millón trescientos mil vehículos circulan con los neumáticos en mal estado, lo que significa un 6% del parque circulante actual y un estudio de la Dirección General de Tráfico destaca que en torno a un 60% de los accidentes ocurridos el año pasado en España estuvieron relacionados con el mal estado de los neumáticos.

Desde O.P.E.N. recordamos que banda de rodadura debe tener una profundidad mínima legalmente mayor de 1,6mm, en caso contrario la multa será de 200 euros por cada neumático que no lo cumpla, no obstante, recomendamos no tener una profundidad inferior a 3mm. Asimismo, el vehículo podrá ser inmovilizado por los agentes si consideran que pueden suponer un riesgo para la circulación.

Es muy importante comprobar la presión de los neumáticos con bastante frecuencia, y siempre que vayamos a realizar un viaje de medio o largo recorrido y comprobar que no tiene deformaciones o irregularidades, pues estás jugando con tu seguridad y con la de los demás.