El Gobierno de Navarra ha emitido una nota de prensa en la que indica que durante esta semana tendrán lugar dos campañas especiales de tráfico centradas en la vigilancia del estado de los neumáticos y del alumbrado de los vehículos, y en controles específicos a camiones, autobuses y furgonetas.

Estas actuaciones serán llevadas a cabo por la Policía Foral, la Guardia Civil y por policías locales de Navarra, formando parte del Plan de Acción 2015 de la Estrategia Navarra de Seguridad Vial. Ambas campañas han sido impulsadas a propuesta de la Dirección General de Tráfico.

Los controles, realizados tanto en vías urbanas e interurbanas, tendrán como principal protagonista al neumático y al alumbrado, aunque también se revisará el estado de las placas de matrícula o la documentación del automóvil.

Recuerda el ejecutivo navarro que la profundidad mínima en las ranuras de la banda de rodadura es de 1,6 mm, aunque recomienda una de 3 mm. Para ello, expone que los  agentes comprobarán que los indicadores de desgaste aparezcan visibles en la banda de rodadura, manteniendo así, la profundidad mínima permitida. Además, los neumáticos no deberán presentar ampollas, deformaciones anormales, roturas ni otros signos de desgaste como la aparición de cables al descubierto.

En caso de no cumplir tales requisitos, los agentes denunciarán al conductor con  una cuantía de 200 euros por neumático. Si el vehículo es un camión de más de 7.500 kg o un autobús con tres o más neumáticos defectuosos, el conductor será denunciado por conducción temeraria. Además, si se apreciara riesgo para la circulación, se inmovilizará el vehículo.

La campaña que ha comenzado, durará toda la semana, finalizando el domingo 11 de octubre.